Calderé incide en que el equipo ha mejorado en el orden táctico y en la intensidad

El CD Salmantino UDS visita este domingo (El Montecillo, 17 horas) a la Arandina. El equipo burgalés, recién descendido, es uno de los gallitos del grupo, aunque está manteniendo una trayectoria bastante irregular. Sin embargo, Ramón María Calderé, que los estuvo viendo en directo ante La Bañeza, cree que son un rival muy complicado. “Ese día jugaron bien, con un buen centro del campo, aunque esto es fútbol y es cierto que perdieron”. Sin embargo, reconocía que le preocupaba “la adversidad de esta semana. Fue un gran triunfo el del otro día, pero posiblemente se caigan tres o cuatro jugadores”. Y es que Juanan, por lesión, y Caramelo, por sanción, son baja fija, mientras que Miguel Ángel y Martín Galván lo serán “casi con toda seguridad. Dependerá de la evolución. Están intentando recuperar, pero parece difícil que puedan llegar”, relataba el técnico, que recupera a Jorge García.

Calderé reaparecía ante los medios, pues tras la victoria ante Unionistas fue su segundo, Pablo Cortés, quien salió a sala de prensa, ya que él había sido expulsado. “No salí porque creo que era el momento, después de la alegría, era el reconocimiento a la lealtad que estoy teniendo con Pablo. Le auguro un gran futuro. Él es de aquí y se merecía ese agradecimiento por su apoyo”.

Además, el técnico hizo un repaso de su trayectoria y consideró que “veo la mejoría en el orden táctico y la intensidad de la primera parte del derbi. La semana del Cristo fue una de las más duras y difíciles de mi carrera como entrenador, porque se trabajó tan bien…. y no salió nada. Fue una semana insufrible, no me soportaba ni a mí mismo. Lo importante es que vino una semana de éxito tras el fracaso, porque hasta el otro día no encontrábamos el orden en casa. Fuera sí, pero aquí nos estaba costando”, señalaba el técnico, que afirmaba haber pasado “una semana tranquila” con la victoria en el derbi. “Es una satisfacción tremenda y, sobre todo por el hecho de haber trabajado bien sobre todo en el transcurso de la primera parte. Pienso que el triunfo nos dio credibilidad al trabajo que los chicos están haciendo y que no se había reflejado en casa. Por eso lo veo desde la tranquilidad porque cuando pierdes pasas una semana insufrible y ahora en cambio bien porque el equipo está creciendo”